domingo, 12 de diciembre de 2010

Quevedo : a la estatua de Carlos V ....

Por órden de 5 de Marzo de 1634 se indica al alcaide del Palacio de Aranjuez el envío de un conjunto de treinta y nueve esculturas, al palacio del Buen Retiro , encabezado por la estatua de “Carlos V Vencedor de la Herejía”, también conocida como ” Carlos V y el Furor ” obra de los escultores Leone y Pompeo Leoni que fue terminada en Madrid en el 1564. Después de estar depositada en las bóvedas del Alcazar de Madrid se traslado a Aranjuez en el año de 1620.La escultura mide 251x143x130 cm. y representa al Emperador, vestido a la manera romana, sujetando una lanza con su mano derecha y un alfanje, o espada ancha y curva, con la izquierda. A sus pies, la personificación del Furor, que representa la Herejía, descansando sobre un montón de armas que definen la base circular de todo el conjunto escultórico. Carlos V viste una brillante armadura de bronce, fundida por separado, que puede quitarse a discreción, dejando la estatua completamente desnuda. El día internacional de los museos, 18 de Mayo, se le quita dicha armadura y se puede ver su torso desnudo, como un desnudo olímpico romano.Y a este grupo escultórico Quevedo le dedicó el siguiente soneto:

INSCRIPCIÓN DE LA ESTATUA AUGUSTA DEL CÉSAR CARLOS QUINTO EN ARANJUEZ

Las selvas hizo navegar, y el viento
al cáñamo en sus velas respetaba,
cuando, cortés, su anhélito tasaba
con la necesidad del movimiento.

Dilató su victoria el vencimiento
por las riberas que el Danubio lava;
cayó África ardiente; gimió esclava
la falsa religión en fin sangriento.


Vio Roma en la desorden de su gente,
si no piadosa, ardiente valentía,
y de España el rumor sosegó ausente.

Retiró a Solimán, temor de Hungría,
y por ser retirada más valiente,
se retiró a sí mismo el postrer día.

(Del libro Parnaso Español de 1648)

ULTREIA ET SUSEIA

Imagen: