domingo, 1 de julio de 2007

Fallece Mª Antonia de Nápoles

La primera esposa de Fernando VII falleció en Aranjuez el 21 de mayo de 1806, a consecuencia de una tuberculosis, tras dos embarazos malogrados con los consiguientes abortos, habidos en noviembre de 1804 y agosto de 1805, respectivamente; no faltó la opinión de algunos que vieron como causa posible del óbito un envenenamiento ordenado por Godoy, pero probablemente contribuyeron al fatal desenlace el clima de Madrid y el ambiente frío que disfrutó durante su estancia en el Palacio Real. María Antonia de Nápoles, sobrina de María Antonieta de Francia, estuvo casada con el rey cuatro años y fue, en opinión de Pilar Queralt, la artífice del mito de "deseado" y la que despertó políticamente a Fernando VII, rodeándole de una camarilla para oponerse al poder de Manuel Godoy y su suegra María Luisa, lo que dio lugar a su muerte al rumor de que había sido envenenada por ellos, como ya se ha comentado antes.
La Gazeta de Madrid de 27 de Mayo, da cuenta de la noticia cometando ampliamente sus causas,antecedentes y desarrollo de la enfermedad y el informe de su autopsia.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Hola caminante.
¡Qué curioso todo lo que nos cuentas!
Creo que también puede ser interesante conocer que todas las mujeres que acabaron su vida casadas con Fernando VII murieron en Aranjuez: Aquí murió su primera esposa; pero además murieron Isabel de Braganza, segunda esposa del Rey, y María Josefa de Sajonia, la tercera. Como sabes, su cuarta y última esposa, María Cristina de Borbón, terminó sus días viuda de D. Agustín Fernando Muñoz y Sánchez, con quien se casó tres meses después del fallecimiento del rey, siendo su nuevo consorte capitán de la Guardia Real.
Un afectuoso saludo